Denuncian a los dos ediles de PCHSS por “coacciones” e “injurias”

0
102

José Manuel Rodríguez,  ex asesor y auxiliar administrativo de la agrupación política “Por Chiclana Sí Se Puede”, ha denunciado a los dos ediles del grupo por “coacciones” e “injurias” ante el Consistorio por registro de entrada el 31 de agosto del presente año como empleado público. Según indica el denunciante en una nota, no habiendo obtenido respuesta alguna hasta la fecha, puso una denuncia ante los Juzgados de Chiclana el 8 de Noviembre,  contra los concejales, Daniel Martín y Verónica Domínguez,  por presuntos delitos de “coacciones y de injurias.”

Rodríguez comenta “me incorporo a mi puesto de trabajo después de disfrutar 19 días de mis vacaciones y en una  Asamblea de Podemos se me revoca, el 29 de Agosto, recién incorporado de mi permiso laboral, una caza de brujas en un juicio interno improcedente, con la aprobación de una parte de los miembros del consejo local de Podemos, sin existir convocatoria extraordinaria ni punto en el orden del día que hable de una “moción de pérdida de confianza”, sin aviso previo, y lo más importante, sin poner en marcha un procedimiento garantista, donde exista el derecho a defensa, según rigen  los principios estatutarios de mi partido.”

“No solo eso que ya de por si era bastante grave”, continúa diciendo Rodríguez, “sino que los dos concejales de PCSSP se permiten el lujo de decir públicamente, sin ningún tipo de pudor, y  delante de casi 30 personas, que se me revoca entre otras cosas, por `absentismo laboral y dejación de funciones´.”  Rodríguez se pregunta aún, “de ser cierto ¿Por qué los dos concejales del grupo municipal no me lo comunican con anterioridad, cosa que nunca se hizo?” Añade, “Saben bien, que mi trabajo ha sido intachable y en ningún momento se me abre expediente disciplinario como trabajador en el Consistorio ¿Cuáles son los motivos reales para cometer esta torpeza?”

En la denuncia interpuesta se relata que ambos concejales el día 29, le retiran a este empleado público las llaves de la oficina del grupo municipal en el Ayuntamiento y le comunican verbalmente que a partir de aquí no vuelva a pisar su puesto de trabajo el 30 de Agosto. Dice Rodríguez “les puse en conocimiento que sin notificación oficial de dicho cese, no podía faltar a mis obligaciones en el Ayuntamiento (empresa para cual prestaba mis servicios).” “El día 30 me impidieron acceder a mi despacho, solicitaron al mismísimo alcalde que me eliminasen las claves del ordenador de mi oficina. El Sr.  José María Román, tuvo que intervenir para decirle,  a Daniel Martín y a Verónica Domínguez que hasta que no se me cesara de forma oficial no se podrían hacer esos cambios. Me pasé dos días en las escaleras y rodando por las dependencias municipales el día 30 y el 31 de Agosto. Pero si no fue suficiente, el  día 31 me cambiaron incluso la cerradura de la puerta aún siendo personal laboral. Fue humillantey desagradable.”

“Espero que la Justicia tome en consideración esta denuncia, puesto que mi cese sería todo lo legal que dijese el propio reglamento municipal, pero no para que dos concejales tengan el poder sobre su auxiliar y hacerle pasar por un calvario personal y profesional, por no compartir su misma ideología, corriente y gustos dentro de Podemos  cuando opino como militante.  El daño ya está hecho.”, finaliza Rodríguez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here