Esperanza

0
44

Aunque no será sino hasta conocer los datos de hoy jueves y los de los próximos días los que nos indiquen si estamos ante un cambio de tendencia, el hecho de que, después de varios días de subida, la tasa de incidencia bajase en el día de ayer de los 953,6 casos del martes a 925,4 contagios por 100.000 habitantes, 28,2 puntos menos, no deja de ser una buena noticia para el conjunto de la ciudadanía.

Y lo es porque alejarse, aunque sea por poco, de la frontera de los 1.000 casos por 100.000 habitantes y, por tanto, de un cierre de toda la actividad no esencial, no solamente es bueno para unos determinados sectores económico, sino que es bueno para toda la ciudad que necesita que, poco a poco y con la ayuda de las vacunas, volver ir recuperando cuanto antes la normalidad necesaria para que haya opciones reales de reactivar la economía y, por lo tanto, crear empleo.

Ahora es más importante que nunca seguir cumpliendo con las medidas de seguridad establecidas

Y es una buena noticia también porque esta rebaja en las cifras, que ojalá se confirme hoy, supone que las medidas decretadas por los responsables sanitarios empiezan a surtir el efecto perseguido.

Y, por último pero no menos importante, es una buena noticia porque supone que la gran mayoría de los chiclaneros y chiclaneras han vuelto, una vez más, a demostrar estar a la altura de lo que la gravedad de la situación demanda. Responsabilidad individual para cumplir con más fuerza que nunca con las medidas de seguridad establecidas. Es decir, mascarillas, distanciamiento social, uso de geles hidroalcohólicos y sentido común.

Cumpliendo con estas normas y con la ayuda de las vacunas contra esta enfermedad, es posible que un último esfuerzo nos permita a todos volver a recuperar la antigua y añorada normalidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here