Más casetas y dos nuevas portadas

0
707

fer

T.ARIZA/Chiclana

Anoche se dio el pistoletazo de salida a una nueva edición de la Feria de San Antonio, la fiesta por excelencia de Chiclana. Una ciudad efímera que llenará de luz y color el recinto de Las Albinas hasta el próximo domingo. Quedan por delante cuatro jornadas de música, baile y, sobre todo, ganas de pasarlo bien en una cita que presenta importantes novedades.

En cuanto a la distribución de las casetas el cambio más significativo se produce en la zona más cercana a la depuradora, donde se ubicaba anteriormente la Caseta Municipal, debido a unas obras que se están ejecutando. El delegado de Fiestas, José Vera, asegura que “en lugar de verlo como un problema lo tomamos como una oportunidad para trasladar la Caseta Municipal a un lugar más céntrico donde juegue un papel más importante”. Además, este año habrá cinco casetas más respecto al número registrado el pasado año, lo que supone un aumento en 1.500 metros cuadrados. 

Esto se ha conseguido, según Vera, gracias al abaratamiento de los costes del montaje de las casetas que, según datos facilitados desde la Delegación, ha supuesto ahorros para los caseteros que van desde los 300 euros, para las casetas más pequeñas, hasta los 1.090 euros de ahorro para los espacios más grandes.

Pero, sin duda, el cambio más llamativo, dado que es uno de los elementos más vistosos y punto de referencia en el recinto, es la colocación de una nueva portada. En este sentido, el delegado de Fiestas señala que “llevamos bastantes años con la misma portada y, cuando entramos en el equipo de Gobierno, era una de las cosas que queríamos cambiar”. Asimismo, la zona de las casetas tendrá su propia portada, algo más pequeña que la principal, pero que servirá para realzar y diferenciar la zona de las casetas del resto, donde se colocan las atracciones o los puestos de venta ambulante.

También se han introducido importantes cambios en cuanto a la programación, en especial en la Caseta Municipal, donde se han conservado espectáculos que mantienen la esencia de lo tradicional, como es el flamenco, el arte ecuestre o las academias de baile que, a juicio de José Manuel Vera,  “son muy importantes e imprescindibles en una programación de Feria, por eso había que mantenerlas, pero además, queríamos poner sobre la mesa una programación más novedosa, más fresca, algo diferente, al tiempo que se aprovecha la nueva ubicación de la Caseta Municipal”.

En este sentido, además de las actuaciones de las academias de baile de María del Carmen Casanova, Son y Compás, Antonia Baro y Javier Sánchez, Estela González, Aires de la Bahía, Carmen Peña, Azalea o Silvia Peña, así como las actuaciones de Esther Fernández, Sabor Añejo, A fuego lento, Remedios Reyes y Antonio Alemania, se han introducido actuaciones más enfocadas hacia un público joven como La Trueke, Mesalla, Sabor a Calle, Super Agente 86, el bailaor Manuel Ramírez, Nina Alemania o María La Mónica, entre otros, “que vienen a aportar un aire fresco a la programación”.

Una programación en la que también destaca una tarde de coplas con la actuación de los jóvenes cantantes Nazaret Natera, Raúl Aragón, Ana Cristina y Ana María Galvín que ofrecerán el espectáculo Se llama Copla en la Feria el sábado 11 de junio a partir de las 18:00h.

Uno de los cambios que ha suscitado debate, en las fechas previas a la Feria, ha sido la supresión del desfile de moda en el marco de la gala para la elección de la Chiclanera Mayor. Así, este año la proclamación se ha llevado a cabo en un acto diferente, celebrado en la Caseta Municipal tras la inauguración del alumbrado. En él tomaron parte las siete chicas que, durante los próximos 365 días, tendrán la responsabilidad de representar a la mujer chiclanera en diferentes fiestas y eventos tanto en Chiclana como en localidades vecinas: Nazareth Amador Díaz, Gloria Landroguez Cabaña, Verónica Medina Calderón, Irene Ramírez López, Nazareth Rivero Gómez, todas ellas se han presentado por libre, y a ellas se unen Ana Cristina Domínguez García, presentada por la AVV Ermita de Santa Ana, y Paola Rubio López, representando a Azabache.

Nuevo formato del acto de elección

Consciente de las distintas opiniones suscitadas sobre el asunto de la elección de la Chiclanera Mayor, el delegado de Fiestas sostiene que hay que “tomar decisiones con templanza”, para que tengan cabida todas las versiones y no caer “en el pensamiento único”. Así, según Vera, “este año no se le da tanta prioridad a lo estético” y sí a “los conocimientos, la capacidad comunicativa o el interés por vender la imagen de Chiclana”. Prueba de ello, es que se ha suprimido el tradicional desfile de moda, por “un acto más fresco y dinámico, acorde a los tiempos”. El edil de Fiestas tiende su mano a los distintos colectivo para tratar de “mejorar” de cara al próximo año.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here