Reflexiones de la Semana Santa

0
84

Con respecto a nuestra Semana Mayor existe todo un conglomerado de diversos matices que hacen que intervengan en la misma infinidad de personas, pero sobre todo muchos jóvenes, aunque sin olvidar que se celebra la pasión, muerte y resurrección de Jesús y siempre con un fin, hacer la estación de penitencia, dar culto a la Imágenes Titulares de las hermandades y cofradías y dar testimonio de fe en la calle.

La Iglesia debe y tiene que aprovechar el potencial de juventud que se acerca a las hermandades y cofradías y a lo que estas corporaciones religiosas celebran y organizan. Es el único colectivo que atrae a jóvenes a la Santa Madre Iglesia, por lo menos en nuestra Andalucía, todo ello a través de los grupos de jóvenes de las mismas cofradías, a través del mundo de la carga, los grupos de acólitos, las bandas de música, sin mencionar la cantidad de oficios relacionados con esta celebración.

La Iglesia debe y tiene que aprovechar el potencial de juventud que se acerca a las hermandades y cofradías

Pero además lo jóvenes tienen que concienciarse de que el movimiento cofrade no es una peña cultural, que no se participa con el único fin de llevar una vara el día de la salida, sino que es un testimonio de fe en Cristo y un compromiso durante todo un año, no solo en el seno de la cofradía, sino en la parroquia donde tenga su sede canónica ésta, integrados en las catequesis, en Caritas, en grupos de liturgia, jóvenes, etc.

Asimismo el movimiento costalero trae imágenes innecesarias como son el pasear dentro del cortejo de miembros de la cuadrilla con el costal y toda la parafernalia que conlleva, o los capataces aludiendo en sus llamadas a la “levantá” a cosas vacías de contenido como por ejemplo la madera de un paso. Muchas veces se olvida que lo realmente importante y lo que mueve todo esto está encima del paso y no del canasto o respiradero para abajo.

Y para finalizar hacer constar que, en el mismo sentido que lo anteriormente expuesto, ya incluso se graban con los móviles y las cámaras a las bandas de música y sus interpretaciones en muchos casos con más ahínco y en mayor número que a las propias imágenes, sobre todo cuando la banda es de las famosas o sonadas. Reflexionemos pues.

José Morales Cabeza de Vaca

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here