Se ruega silencio

0
157

JUAN-LUIS-IGLESIAS1-300x242

Juan Luis Iglesias/ Director  8 TV Chiclana

Cada vez que voy al médico sufro. No por mí, sino por ellos. Te encuentras alguna vez a algún paciente que te estropea el día por el comportamiento desagradable y maleducado que te toca contemplar. Algunos sacan la mala leche y se abalanzan contra el médico de cabecera que no le da el medicamento que le exige el paciente. Ese mismo, que no ha visto en su vida ni el vademécum, le dice lo que le tiene que recetar. Eso sí, en la sala de espera, mientras, vocerío, móviles sonando y whatsap que no paran de avisar.

Como si fuera la plaza del pueblo. Y el médico pasa consulta quemado de aguantar a tanto inepto. Y mientras, ese personaje se cree por encima de su galeno porque asegura que él ya paga una pasta a la Seguridad Social, y tiene derecho a darle voces o empujarle contra la pared. Y te dan ganas de levantarte y decirle que tenemos una sanidad pública que no nos la merecemos. La mejor. Agradecidos deberíamos estar porque en la vida podríamos pagar cada tratamiento o medicamento, y si no, vete a la privada y me lo cuentas. Y te dan ganas de coger a ese sujeto y explicarle que el que te va a curar, estuvo durante años estudiando una carrera, más tiempo que la mayoría de universitarios, para tener que toparse con energúmenos como él. Pero te callas, y esperas en la salita, al lado del tío que también se queja porque el moro ha pasado antes que él. Esos, que ni pagan la Seguridad Social y son los primeros en atender, vocea el ilustrado ibérico. Y vuelves a pensar que no merece la pena decirle nada porque no te puede entender. Es imposible. Y hundes la vista en el periódico, mientras esperas que pase el siguiente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here